Alégrate, el «Blue Monday», el día más triste del año, no existe.

El origen de este día, se debe a un plan de mercadotecnia para vender más paquetes de viajes.

Photo by Andrea Piacquadio on Pexels.com

En el cada vez más lejano año 2005, un canal de televisión del Reino Unido Sky Travel, que por cierto, ya no existe, envió a la prensa un boletín promocional en el que refería, que con la ayuda de un psicólogo, habían calculado el día más triste del año.

Aparentemente lo resolvieron con una fórmula compleja desarrollada por el psicólogo británico Cliff Arnall, que consideró factores como el clima para idear el punto más bajo de las personas.

La fórmula estaba destinada a analizar cuándo las personas reservaban vacaciones, en base a la teoría de que las personas tenían más probabilidades de comprar un boleto para vacaciones cuando se sentían deprimidas. A Arnall se le pidió que «inventara» el mejor día para reservar un viaje de vacaciones, por lo que pensó en las razones por las cuales las personas querrían tomarse unas vacaciones, y así nació el día más triste del año.

Y es que la fórmula que uso el sicólogo Arnall, tiene elementos que no son medibles, como el número promedio de días desde que la gente no cumplió con su propósito de Año Nuevo.

Recientemente Arnall dijo en una entrevista para la cadena CNN, que no se arrepiente en absoluto, y agregó que ha usado los medios en varias ocasiones con la intención de iniciar conversaciones sobre psicología.

Por su parte en México, el IMSS, lanzó en sus redes sociales una campaña para decirle a la población que el «Blue Monday» no existe y realizo una videoconferencia al respecto.

Deja un comentario